Hace un par de años, la última empresa para la que trabajé como empleado atravesaba dificultades financieras. Sentí que el cambio estaba llamando a mi puerta y decidí variar el rumbo profesional.

De alguna manera sabía que había llegado el momento de unir todos mis proyectos, aventuras, habilidades, formación y experiencias para, finalmente, hacer lo que siempre quise: explorar el planeta, conocer a personas inspiradoras, vivir el estilo de vida rewilding e inspirar a otros a aprender e implementar un modo de vida basado en el de las sociedades cazadores-recolectoras.

A pesar de que llevar un negocio es a menudo muy complicado, me sentía bastante preparado para avanzar en esta nueva dirección.

Mi único problema era que, a excepción de todo el conocimiento teórico y práctico que tenía de las sociedades de cazadoras-recolectoras, nunca había cazado o pescado realmente.

Sentía que había llegado el momento de empezar a explorar el lado práctico de la caza, al igual que el de la recolección. Así que, una vez más, me apunté a un montón de formaciones, cursos, certificaciones y exámenes. Un par de personas me ayudaron inmensamente a realizar todas las tareas requeridas para hacer realidad este nuevo objetivo.

En el otoño de 2017 estaba listo, por fin, para comenzar a cazar. Dependiendo de en qué parte del mundo vivas, esta actividad puede suponer un gran problema, un problemita o ser sencillamente una actividad más que forma parte de la vida cotidiana.

Pero, como quizas te puedes imaginar, practicar la caza, la recolección y la pesca en el Benelux (Bélgica, Luxemburgo y los Países Bajos) es todo menos evidente. Es costoso, complicado, fuertemente regulado y es una actividad no muy bien percibida por una parte creciente de nuestra sociedad (muchos de ellos desconectados de la naturaleza).

En la actualidad, a pesar de todos los esfuerzos realizados, mi propia experiencia de caza y pesca va algo lenta para mi gusto (culo inquieto por naturaleza :).

Sé que no te conviertes en un cazador y pescador experimentado en unos días, pero admito que algunas frustraciones ya estaban tocando mi puerta. Como coach de estilo de vida rewilding, estoy convencido de  que ser un poco más salvajes es posible en cualquier lugar, incluso en los más poblados y superpoblados de la tierra.

Había llegado la hora de calmar esa pequeña y molesta voz en mi cabeza que me decía que es más fácil cazar y recolectar en lugares como Alaska, Africa, etc… Necesitaba reafirmarme en mi idea de que el rewilding es un estado mental que puedes vivir en cualquier lugar. 

 

Una invitación en el momento oportuno

Y entonces… apareció el hombre adecuado en el momento adecuado: el fotógrafo y embajador de Fuji, Bert Stephani.

Bert ha sido un cliente mío que al final se ha convertido en amigo. Este año trabajó intensamente conmigo durante aproximadamente 13 semanas para transformarse en un ser humano fuerte, sano, libre y salvaje. 

Y cuando alguien te dice “me has cambiado la vida” tienes la certeza de que los resultados obtenidos han sido más que excelentes.

Bert quería viajar a los Países Bajos para fotografiar al conocido cazador holandés Eduard Van Adrichem. Me invitó a ir con él porque presentía que Eduard y yo congeniaríamos a la perfección. 

Después de un viaje de unas dos horas y media, llegamos a Amstelhoek, un pequeño pueblo en la provincia holandesa de Utrecht.

Fuimos recibidos calurosamente, y durante las siguientes 24 horas disfrutamos de la amistad, las historias de cazadores alrededor de la hoguera y de deliciosos platos a base de jabalí y corzo.

 

¿Quien es Eduard Van Adrichem?

 

Eduard es un experimentado naturalista holandés de 62 años y de los pocos que se gana la vida cazando.

Se ocupa de manejar las zonas de caza en los alrededores de las granjas locales, y también entrena a personas que quieren ser mejores cazadores.

Al principio era un poco desconcertante estar de cacería a tan solo un par de kilómetros de distancia de un aeropuerto internacional (Schipol) por un lado y del centro de la ciudad de Ámsterdam por otro.

Por supuesto, Eduard es consciente de que hay lugares de caza más impresionantes y abundantes en el mundo, las Montañas Rocosas, Noruega, Escocia, etc., pero no le importa. Lleva cazando aquí desde que era niño y se siente profundamente conectado a sus pólderes holandeses. Conoce cada rincón y sabe a la perfección donde están los animales. 

 

Viviendo el estilo de vida Rewilding

 

Pasar tiempo con él y su encantadora esposa me hizo darme cuenta de que Eduard es un hombre muy filosófico. Puede parecer duro y áspero por fuera, pero el verdadero Eduard es tan espiritual como podría serlo cualquier otra persona.

El vive el “rewilding” en todos los sentidos de la palabra. Pasó la mejor parte de su vida al aire libre, come lo que caza y está conectado a sus pólderes tanto física como mentalmente.

 

Lecciones aprendidas de Eduard

 

Para aquellos que desean iniciarse en el mundo de la caza y la pesca, muchas de las lecciones que te enseña Eduard son similares a las que proponemos en Rewilding Drum:

  • Sé feliz con las cosas pequeñas de la vida.
  • Conoce tu entorno y forma parte de él.
  • Vive la vida al máximo y aférrate a tus valores.
  • La caza, la pesca, la recolección y el rewilding son una forma de vida que se puede aprovechar al máximo, incluso viviendo en un área complicada para este tipo de actividades.

 

Es posible

Eduard reforzó mi creencia interna de que el estilo de vida de los cazadores-recolectores es un estado mental, una actitud ante la vida y que aún es posible llevarlo a cabo en la sociedad actual bajo tres condiciones:

  • ser creativo
  • contar lo la motivación correcta
  • tener la fuerza de voluntad necesaria para convertir la teoría en práctica (sin olvidarte de disfrutar del camino).

Kiki ya te daba algunas claves sobre cómo hacerlo en ciudades como Madrid en el artículo Rewilding, ¿es posible en una gran ciudad? Crónica desde Madrid.

Creo que necesitamos más hombres y mujeres como Eduard.

Desde aquí todo mi agradecimiento a Eduard y a Jitske por hacernos sentir como en casa y por bendecirnos con tus enseñanzas.

Y como no, ¡gracias Bert Stephani por invitarme a formar parte de esta aventura!

 

Es tu turno, ¡cuéntame! 

 

Me encantaría que me dieras una idea de tus luchas y soluciones en lo que respecta a tu estilo de vida salvaje:

¿Consideras que tu entorno local es fácil o difícil para impulsar tu proceso personal de rewilding?

¿Por qué es fácil o difícil?

¿Cómo has sido creativo a pesar de los recursos limitados que tienes?

¡Cuídate mucho! 

Abrazos,

bert firma

 

 

 

The following two tabs change content below.
Soy Bert Poffé, coautor del blog Rewilding Drum, desde el que comparto estrategias y herramientas para ayudarte a salir del automatismo y a recuperar la energía a través del contacto consciente con la naturaleza. Te regalo mi guía “7 errores que te alejan de tu naturaleza salvaje y como solucionarlos”.

Uso de cookies

Esta web usa cookies propias que tienen una finalidad funcional y cookies de terceros (tipo Google Analytics) que permiten conocer sus hábitos de navegación para darle mejores servicios de información. Acepta la política de cookies, o pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies